El alquiler con opción a compra puede ayudar a reactivar el sector inmobiliario tras el Covid-19. En este artículo te damos las claves de cómo se puede convertir en la alternativa de compra preferida de los millenials.

Alquiler con opción a compra

En Lucas creemos que la transición de inquilino a propietario es una de las etapas más emocionantes de nuestras vidas. Pero también entendemos que para muchos, este movimiento puede parecer un paso abrumador y complejo de alcanzar. Por este motivo creamos Lucas. Nuestro objetivo es ayudar a cerrar la brecha existente entre el alquiler y ser propietario de la casa de tus sueños, a través de un innovador programa de alquiler con opción a compra.

Actualmente, la compra de vivienda está condicionada por un ahorro previo muy fuerte y una capacidad de endeudamiento muy alta. La precariedad laboral y los bajos salarios impiden que una buena parte de los jóvenes españoles podamos acceder a una vivienda en propiedad. Ni tenemos capacidad para pagar la entrada inicial (20% que no te financia el banco más los gastos de compraventa) , ni muchas veces un trabajo estable para hacer frente a la hipoteca.  

El alquiler, muchas veces en pisos compartidos debido a los altos precios, o seguir con la familia son las únicas alternativas para muchos de nosotros. Esta tendencia, que comenzó con la crisis de 2008, no ha hecho sino aumentar cada año.

Según los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE), los españoles tienen una media de 41 años cuando consiguen tener en propiedad su primera casa. Esta cifra es una de las más altas de la Unión Europea.

Creemos que ahora más que nunca, es importante buscar soluciones que eviten que la vivienda canibalice los sueldos de los jóvenes, y no solo desde la compra y desde el alquiler. El sector inmobiliario debe apoyar alternativas intermedias que se adapten a las demandas de las nuevas generaciones.

Desde Lucas apostamos en que la democratización del alquiler con opción a compra, solucionado las fricciones que ha tenido esta modalidad en el pasado, podría ayudar a muchos jóvenes a convertirse en propietarios de su primera vivienda.

¿Cuándo surgió el alquiler con opción a compra?

El alquiler con opción a compra a pesar de todo todavía sigue siendo un mercado  residual poco conocido en España.

No obstante, la fórmula del alquiler con opción a compra es una alternativa que funcionó muy bien justo después de la crisis, por el gran stock de viviendas que había disponible en el mercado, principalmente en manos de los bancos y promotoras, que adoptaron esta modalidad para la comercialización de sus inmuebles que no conseguían vender.

Tras un periodo de normalización en los años de recuperación económica (2014-2019) ahora estamos viendo que esta modalidad está volviendo a resurgir con fuerza. Esto se debe a la todavía reticencia de las entidades bancarias para abrir por completo el grifo de la financiación y la gran subida de precios del mercado inmobiliario durante estos años.

Sin duda los jóvenes serían los principales beneficiados del resurgir del alquiler con
opción a compra
, ya que estos componen el estrato social que se enfrentan a mayores dificultades de ahorrar para hacer frente a la compra de una vivienda.

¿Cómo funciona?

El alquiler con opción a compra es la mejor alternativa para aquellos jóvenes que se plantean adquirir una vivienda en el medio plazo, pero no disponen de los ahorros suficientes o no se quieran atar todavía a una hipoteca.

Esta modalidad de arrendamiento se realiza mediante un contrato mixto. Esto significa que incluye un subcontrato de alquiler y otro de compraventa. De esta manera, el inquilino puede vivir en el inmueble por un periodo de tiempo concreto y, durante ese periodo, tendrá derecho a comprarlo y descontar, total o parcialmente, las cuotas del alquiler. Por lo que el dinero del alquiler no se considera una inversión perdida, sino una inversión a futuro.

Para el inquilino la principal ventaja es que puede ganar tiempo y ahorrar para la compra de la vivienda. De este modo, el inquilino podrá conocer la vivienda y saber si esta se adapta plenamente a sus necesidades antes de formalizar la compra.

Además, este ahorro facilita la concesión de una hipoteca puesto que, por lo general, las entidades bancarias valoran positivamente que el solicitante ya haya ido pagando una parte de la vivienda.

Por último, el arrendador suele fijar una prima inicial por conceder el derecho exclusivo de la compra al arrendatario y asegurarse de que está interesado en la vivienda. El importe se descontará del precio de venta.

¿Qué deberá incluir el contrato de alquiler con opción a compra?

Al ser un contrato doble, tendrá que incluir todo lo relativo al alquiler y a la compra.

En la parte del contrato de alquiler deberá incluir; plazo de duración del arrendamiento, la renta mensual o quién corre con los gastos de la comunidad o de posibles reformas.

Y respecto al contrato de compraventa; precio de venta del inmueble, plazo definido para ejercer el derecho a la compra, el porcentaje de las cuotas del alquiler que se descontarán del precio de venta o la cuantía de la prima inicial que ha de desembolsar el arrendatario.

¿Cómo lo quiere democratizar Lucas?

Lucas nace como la primera plataforma tecnológica especializada en el alquiler con opción a compra, y enfocada únicamente a ayudar a futuros compradores de vivienda.

Nuestro objetivo es resolver las dos grandes fricciones que ha limitado que esta modalidad se haya podido erigir como una gran alternativa entre los compradores:

  1. La oferta de viviendas disponible en esta modalidad siempre ha sido muy limitada, ya que por lo general han sido viviendas que de otra manera no se hubieran podido vender y muchas en malas condiciones.
  2. La falta de flexibilidad que ha caracterizado al alquiler con opción a compra. En la mayoría de ocasiones, si el arrendador decide o no puede ejecutar la compra, pierde la prima inicial entregada.  

Desde Lucas nos hemos propuesto ofrecer un programa innovador de alquiler con opción a compra que venga a solucionar estas dos grandes problemáticas.   

Respecto a la falta de oferta, le damos solución ya que nuestros clientes puede elegir cualquier casa en venta y Lucas se la compra dando inicio a un programa de alquiler con opción de compra . Esto significa que nuestros inquilinos obtienen la misma selección que cualquier comprador de vivienda. Adicionalmente, tenemos ya disponible un amplio catálogo de viviendas en alquiler con opción a compra para ti.

Desde la perspectiva de la flexibilidad, entendemos que las necesidades de los millenials son cada vez más cambiantes, por lo que ofrecemos un modelo de “prueba antes de comprarlo”, y si tras haber estado tres años de alquiler en la vivienda, decides que no te encaja o necesitas mudarte, te devolveremos lo aportado inicialmente.

¡Compra con Lucas!

Author

Simplificando el acceso a la vivienda